Mi estadía en Casa Cortés de Mar, San Clemente

A principios de mayo fui a pasar un finde a Casa Cortés de Mar, un emprendimiento turístico en la costa argentina diferente a los demás, ya que es un complejo de cabañas construido dentro del barrio privado KM 314, que tiene 90 hectáreas y se encuentra entre San Clemente y Las Toninas. Este entorno hace que alojarse acá sea con una paz total, a diferencia de cuando uno está en un centro turístico.
cc4
 
Es imprescindible ir en auto. Tanto al centro de San Clemente como al de Las Toninas se llega en 15 minutos. Ya que el complejo por el momento no tiene restaurante ni almacén, es necesario darse una vuelta por el centro para comprar comida o comer ahí mismo. 
El predio cuenta con club house, piscina con solárium, juegos para chicos, cancha de fútbol, y próximamente también de tenis.
cc320180506_132642cc1cc5
 
Casa Cortés de Mar cuenta con 5 lofts para 2 huéspedes cada uno, que se comunican con patios techados con mesitas de madera para disfrutar comer al aire libre.
 
 
 
Cada casa cuenta con anafe, pava eléctrica, heladera vintage, cafetera Nespresso, sommier, smart TV 32, parrilla, split frio, secador de pelo, blanco y amenities como café, té, shampoo y acondicionador. Se ofrece servicio de cama al comenzar y finalizar la estadía. Durante el verano, se ofrecerán reposeras, sombrillas y toallones de playa.
 
 IMG_20180505_124807127IMG_20180505_224215578IMG_20180505_224227404
También hay juegos para playa :p
IMG_20180505_224331872
Algo que me llamó la atención es que la construcción de este Lodge de Mar es sustentable, hecha con la madera de kiri como elemento fundacional, rodeado por playas vírgenes. De hecho, el Kiri absorbe más dióxido de carbono que cualquier otro árbol a la vez que emite grandes cantidades de oxígeno. Sus raíces salvan de la erosión los suelos, sobrevive al fuego, vive hasta 100 años y retoña hasta 5 veces del mismo tronco. Además, tiene la velocidad de crecimiento muy rápida, ya que en un año crece cuatro metros y medio. El interior de cada casa se encuentra revestido de madera de Pino Elliottis, madera de cultivo, de reforestación, y la iluminación es a través de leds para optimizar el consumo eléctrico.
Alojarse en este tranquilo complejo cuesta desde usd150 la noche. 
Lo recomiendo para quienes quieran vacacionar en la costa, pero en un entorno natural y tranquilo 🙂 
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s